Archive

Posts Tagged ‘Liverpool’

U-ru-gua-yo, U-ru-gua-yo

30 de abril de 2010 1 comentario

Y fue nuestra noche. Se consiguió. Y tuvo que ser ForlánU-ru-gua-yo, U-ru-gua-yo-, uno de los más criticados esta temporada. Y a pase –y menudo pase- de Reyes, otro que empezó mal y ahora se le adora por el Calderón. Forlán, los dos, el gol de aquí y el gol de allí.

Pero aunque fue el que hizo que el balón llegara a las redes de los “red”, no lo hizo solo. El partido que se marcaron el resto de compañeros fue de notable al menos. Sólo falta que se den más cuenta de que pueden jugar con el balón, que pueden tenerlo, que pueden guardarlo. Hubo momentos en que lo hicieron, pero en los minutos finales lo estuvieron regalando con pases largos cuando ya teníamos todo el campo del Liverpool para nosotros, porque ellos se habían metido en el nuestro.

Hay que destacar el fantástico trabajo de Perea, otro de los más criticados, y de Antonio López. Perea cuando se dedica a ir al cruce y a por el balón vuelve a ser fantástico. Y las subidas de Antonio López por su banda muy buenas. Y no olvidarnos de la tranquilidad que le dio al juego y los detalles de Jurado cuando salió. Ahora ya estamos donde estamos, pero estoy convencido de que si hubiera salido antes hubiéramos sufrido menos.

Hoy es un día feliz para nosotros, para los atléticos. Saldremos orgullosos a mostrar nuestros colores. Anoche ya muchos estuvieron en Neptuno. Ahora tenemos que volver a acompañarle dentro de quince días, cuando ganemos la final. Y una semana después debemos ir otra vez a celebrar la Copa del Rey.

A ver quién de vosotros no firmaba a principio de temporada quedar en medio de la tabla en la liga y llegar a una final europea y a la de Copa.

Después de la sufrida noche mi hijo sabe perfectamente por qué somos del atleti.

PD.: Volvemos a ser portada en el As. Y en el Marca.

Batalla ganada

23 de abril de 2010 1 comentario

La pérfida albión no consiguió echar por tierra el trabajo de la Armada Invencible y, la verdad, arrasamos.

Tremendo partido del Atlético de Madrid que arrinconó al Liverpool. Un Liverpool que no consiguió disparar entre los tres palos ni una sola vez. De Gea no tuvo que hacer ni una parada. Perea y Domínguez, sobre todo el primero, estuvieron inconmensurables. Los ingleses únicamente llegaban al área en balones aéreos que eran despejados por la defensa, los atajaba De Gea o iban fuera.

En la banda izquierda Simao sigue sin ser el de la temporada pasado, pero junto a Antonio López hicieron un buen trabajo. Assunçao no dejo que Gerrard se sintiese cómodo en ningún momento y Raúl García cumplió, excepto cuando decide –y lo hace muy a menudo- que juega en un equipo inglés y se dedica a lanzar balones para adelante. Forlán puso su golito, que por cierto, yo creo que si engancha el cabezazo en vez de fallarlo, se lo para Reina. La suerte fue el fallo y la maestría rehacerse para pegar al balón a la portería.

Pero lo de Reyes y Ujfaluis por la derecha y Jurado de enganche por todo el campo fue impresionante. Partidazo de los tres. Reyes acabó fundido después de la cantidad de veces que se fue de los jugadores ingleses. Y en Ujfalusi a encontrado un socio estupendo.

El árbitro finalmente no se alió con ninguno. Pudo pitar muchas más faltas para lo que estamos acostumbrados aquí, pero lo que finalmente hizo fue convencer a los jugadores que están jugando al fútbol, no a las chapas, que se dejen de tonterías, de caritas y de chorradas y de esa forma se aprovechó la mayor parte del tiempo del partido, sin paradas ni pérdidas de tiempo prácticamente. A mi me pareció bien.

Ahora queda la batalla final en Anfield. Y tiene que ser nuestra.

Que no sea Trafalgar

22 de abril de 2010 1 comentario

La última vez que los españoles y los franceses tuvimos en contra a los ingleses, nos cayó la del pulpo. Fue en una batalla naval por la zona atlántica, cerquita de Cádiz, pegadito al Cabo Trafalgar. En vez de hacer caso a los marinos españoles se decidió que quien mandaba allí –porque Napoleón mandaba en tierra- eran los franceses y la cagamos bien cagada. El amigo Villeneuve no consiguió que el maldito inglés Nelson se bebiera el Atlántico por no dejarse asesorar por el valeroso marino español Federico Gravina.

Hoy tenemos al equipo español, el Atlético de Madrid, a un árbitro francés y a los ingleses del Liverpool. Y hoy esperemos que no sea Trafalgar, que el árbitro DuhamelVilleneuve/Platini– no se alíe con los españoles, que deje a nuestro Gravina que gobierne el barco y acabemos con el maldito Nelson antes de esperar a la vuelta.

Esta noche la batalla. A las 21:05. En el Calderón.

Por cierto, el barco gobernado por Gravina se llamaba Príncipe de Asturias.

Categorías:Partidos Etiquetas: , ,

De la liga, paso

18 de abril de 2010 1 comentario

Eso es lo que deben estar pensando, que a estas alturas ya en liga no nos comemos ni los mocos -aunque sean pelados- y que mejor pasamos y vamos directos a por la Europe League y la Copa del Rey. Y no me parece mal del todo. Pero deberían tener al menos vergüenza torera y no hacer el ridículo que están haciendo en lo que queda de liga y además entrando en otra espiral de partidos perdidos uno tras otro.

Aunque en el partido contra el Villareal merecieron algo más, el problema sigue siendo la defensa y después las prisas. El primer gol da risa, pero es que el segundo con jugadores simplemente de espectadores es triste, muy triste y dan ganas de llorar. Ese estampa de Ujfalusi mirando atentamente como marca el gol es de premio fotográfico, de primer premio.

Por lo demás tampoco hay mucho que contar, que hay ocasiones en que hilvanamos buenas jugadas con otras en las que nos dedicamos en realizar pases que no fallaría mi hijo de 11 años, a regalar balones al contrario o a hacernos el lío con el balón en los pies.

A la vista está:

Bueno, esperemos al próximo jueves y el primer partido de semifinales de la Europe League contra el Liverpool a ver si vuelven a responder como lo están haciendo en Europa y conseguimos un buen resultado que haga que la visita a Anfield sea cómoda. Presentarnos en la final es un sueño después de tantos años vacíos. A ver si somos capaces de traérnosla para nuestras vitrinas. Y una semana después seamos capaces de traernos la Copa de Rey. Pasar dos semanas seguidas por Neptuno sería un final de temporada como pocos en tantos años de historia.